Gerardo Blyde explica punto por punto los alcances del acuerdo social que se firmó en México - Runrun
close
Gerardo Blyde explica punto por punto los alcances del acuerdo social que se firmó en México
Según el jefe de la delegación opositora, se llevó a cabo un «trabajo minucioso para crear un marco programático», así como un «anexo al acuerdo»

El jefe de la delegación de la Plataforma Unitaria en el diálogo, Gerardo Blyde, explicó este lunes, 28 de noviembre los puntos del acuerdo social que se firmó en México tras retomar las negociaciones.

Durante una entrevista que concedió al Circuito Éxitos de Unión Radio, Blyde señaló que, en la fase siguiente,  se profundizarán en diversos temas como «derechos humanos, presos políticos y condiciones electorales».

A continuación, los elementos resaltantes del acuerdo que se firmó y cómo se implementará.

Crisis humanitaria

Gerardo Blyde reconoció que hay una «crisis humanitaria en Venezuela» que debe ser atendida y «no solamente rasgarse las vestiduras». 

“No ha posibilidad de asistencia ni en las redes de hospitales, las escuelas están en estado deplorable, así como todo el sistema de educación. El sistema eléctrico nacional igual, el país sufre de apagones constantes que interfieren en la atención en salud», dijo.

En ese sentido, indicó que se debía «atender lo urgente», para luego ocuparse de lo importante. «No es despreciar ningún tema, pero todos los temas estaban pautados el año pasado”, dijo.

Una herramienta y no un fin

El político opositor señaló que el diálogo se retoma «como una herramienta, no como un fin».

Dicho lo anterior, señaló: «Si no existe esa herramienta, ¿qué tenemos para poder lograr ayudar a la gente que más lo necesita, pero también para buscar el regreso de los derechos políticos, respeto a derechos humanos y reinstitucionalización del país?».

«No conozco otra herramienta, en los procesos de crisis y enfrentamientos más duros, los procesos de negociación han dado resultado en otros países. Si alguien conoce otra forma, que lo diga”, agregó.

Acuerdo para programas sociales

Gerardo Blyde explicó que en el encuentro del fin de semana se logró un «acuerdo social para la protección del pueblo venezolano que implica uso de fondos protegidos en el exterior, o como lo llaman ellos (el gobierno) bloqueados o sancionados».

A juicio de Blyde, esos fondos no existirían «si no estuvieran los sanciones, porque ya ellos (el gobierno) se los hubiesen tragado».

Con respecto a los fondos, detalló que se destinarán a programas en materia de educación, salud y electricidad para los venezolanos, «porque son fondos de todos».

«En un principio, hablamos de $3.000 millones. En el Plan País se habló de $38.000 millones. Venezuela no tiene esa cantidad ni en reservas, ni en fondos protegidos”, aclaró.

Asimismo, indicó que esos fondos no se otorgarán al gobierno de Maduro, sino que se protegerán a través de las Naciones Unidas.

“Se creará un fondo fiduciario, que progresivamente, se irá alimentando con estos recursos que están en distintas partes del mundo», acotó.

Por otra parte, señaló que ahora se deberá hacer un trabajo de implementación para «crear y alimentar esos fondos», con los cuales, posteriormente, se ejecutarán los programas a través de las agencias de la ONU: PNUD, OPS, Programa Mundial de Alimentos, entre otras.

«Hay que suscribir un acta de creación del fondo con Naciones Unidas. Es el fondo más importante que jamás ha manejado la ONU”, refirió.

Determinación de prioridades

Según el jefe de la delegación opositora, se llevó a cabo un «trabajo minucioso para crear un marco programático», que es un anexo al acuerdo suscrito. 

«Con técnicos de ambas partes se determinaron las prioridades sobre las cuáles íbamos a trabajar, los hospitales en los que se va invertir el dinero, así como las prioridades para estabilizar el sistema eléctrico», dijo.

Sin embargo, señaló que no se pueden crear «falsas expectativas, porque el recurso es finito».

«Ahorita estamos como si estuviésemos atendiendo al paciente que necesita los primeros auxilios para sobrevivir”, explicó.

Ejecución por fases y control de la ONU de los recursos

De acuerdo con la explicación de Gerardo Blyde, los proyectos se ejecutarán por tres fases y, tomando en cuenta que es algo progresivo.

Precisó que la ejecución podría abarcar unos tres años.

“Lo importante es que se ejecutarán con la transparencia que indican que la ONU y sus agencias harán procesos de licitación y contratación públicos, para que todo el mundo pueda acceder a la información y no haya cifras oscuras o contrataciones a dedo», dijo.

Indicó también que el Programa Mundial de Alimentos aumentará su apoyo a venezolanos en absoluta pobreza, «con lo que se va a incrementar el número de venezolanos, se atenderá a un millón de venezolanos más y, posiblemente, esos efectos se verán a finales de enero».

 

Además, explicó que la ejecución del acuerdo social «llevará una serie de reuniones en Venezuela y afuera para poder implementarlo, las cosas que se firman no pueden quedar en el aire”.

Presos políticos y condiciones electorales, los próximos temas a abordar

Blyde comentó que ahora es que vendrá un proceso de negociación «fuerte», ya que la mesa de negociación abordará puntos álgidos de la situación política en Venezuela. 

“Ahora vamos a profundizar en muchos temas, como derechos humanos, presos políticos, condiciones electorales. Vamos a eso y eso es lo que viene. Se firmó este acuerdo, ahora entramos a la agenda política, pero no podemos decir fechas. Ojalá sea este año”, finalizó.